Etiquetas

Por qué es importante

El Ayuntamiento de Barcelona ha anunciado aprobar la modificación de la normativa de Barcelona con el fin de endurecer la Ordenanza de la ciudad prohibiendo la prostitución. La prohibición comportará una mayor estigmatización de las mujeres que ejercen prostitución agravará su situación de vulnerabilidad, quedando más expuestas que nunca a la violencia policial, a la violencia comunitaria y a la violencia de las organizaciones criminales.

Las Ordenanzas municipales han demostrado ser un instrumento inadecuado para abordar realidades sociales complejas tales como la prostitución. No es posible, desde un punto de vista ético reforzar la presión policial sobre un grupo de mujeres con extrema dificultad para ejercer sus derechos como ciudadanas. Este tipo de políticas públicas reproducen y toleran la violencia hacia las mujeres que ejercen prostitución.

Por ello solicitamos que las instituciones del consistorio barcelonés revisen sus argumentos en profundidad entendiendo que conllevan una vulneración de derechos de todas las mujeres que ejercen prostitución y una violencia institucional inexcusable frente a aquellas que se encuentran en situación de prostitución forzada.

Es importante que se inicien inmediatamente procesos colectivos, que cuenten con la opinión de las mujeres que ejercen prostitución, para la mejora de su calidad de vida, para fortalecer el ejercicio de sus derechos como ciudadanas.
Y así evitaremos abordar la realidad de la prostitución con el desarrollo de políticas de persecución policial, y destinar los limitados recursos públicos a otros fines.

¡firma ahora!

Anuncios